Objetivos: Cambios de orientación, salida de balón en zonas de presión rival.

Desarrollo: Se delimitan dos cuadrados de unos 6 metros de lado. En uno de ellos se juega un rondo de 4×1 en el que hay que conseguir un número mínimo de pases (por ejemplo, 5) para poder pasar al jugador que espera en el otro cuadrado (cambio de orientación). Cuando esto se produce, el rondo se empieza a disputar en este nuevo cuadrado: todos los jugadores se desplazan a él (excepto uno), tal y como se muestra en la imagen. Si el jugador que defiende recupera el balón, intercambia la posición con el jugador que lo ha perdido.

De Alevín en adelante, recomendado a partir de la etapa de aprendizaje (Alevín e Infantil).

cambios de orientación

Colaborador: Jose Luis Martín Sáez – @jlmartinsaez – www.jlmartinsaez.com

 

UA-37040736-1